Nada Empieza Nunca

Fantasía, misterio y oscuridad literaria

Fantasía oscura: los rincones de tu mente.

La fantasía oscura alcanza los rincones de tu mente. Llama a la puerta de ese desván en nuestra psique, de ese sótano cerrado donde dormitan ideas, miedos y deseos que nos resultan lo bastante perturbadores como para sacarlos a la luz.

Todos tenemos rincones donde guardamos cosas. Secretos. No queremos mostrárselos a nadie porque incluso nos da miedo verlo nosotros mismos. Si no miedo, inquietud. Todos tenemos desvanes o sótanos donde encerramos lo oscuro. Para que no salga. Pero también para poder ir a verlo cuando nos apetezca.

Seguir leyendo

¿Y qué pasa luego? El día después en las novelas de fantasía

El día después en la novelas de fantasía parece que no interesa. Tal vez porque las historias no cuentan el día después, no cuentan lo cotidiano.

Las novelas nos cuentan una historia. Una aventura. Comienzan en algún momento y alcanzan un final, por lo general siguiendo el viaje del héroe. Cuando la historia llega a su fin, dejamos de saber de esos personajes y ese mundo en el que hemos vivido durante semanas.

Vivimos sólo un fragmento de sus vidas, no la totalidad. Porque esos personajes tienen un día después, una mañana siguiente. Pero nosotros no lo vemos. ¿Por qué?

¿Soy el único que siente curiosidad? ¿Es que el día después de que todo acabe no interesa?

Seguir leyendo

La magia en la fantasía medieval

Uno de los entornos más habituales para las historias de fantasía que incluyen magia es la fantasía medieval. No es la única: existen novelas que transcurren en lugares diferentes a los habituales paisajes y mundos del medievo europeo.

Pero la unión entre magia y fantasía medieval sigue siendo una unión que resiste las embestidas de otro tipo de ficciones, y se me ocurren algunas razones para que así sea.

Seguir leyendo

La pureza del héroe: la renovación que buscamos

El héroe o heroína es la espina dorsal de las historias de fantasía, en especial fantasía épica.  Y un elemento que encuentro con frecuencia en ese tipo de historias es algo que voy a denominar la pureza del héroe.

No me refiero a que el personaje sea de un linaje sagrado o un hijo de magos: no es una pureza de raza o estirpe. Es más una especie de tabula rasa

Seguir leyendo

« Siguientes entradas